La punta del muelle.

Suspendido tu brazo en el vacío

empuñando la luz frente a la tarde que nos deja

puerta abierta al mar que me recuerdas

que nunca estuve tan lejos de casa

ni tan cerca.

Que desde ahí se abre la vida entre las horas

sin rutas trazadas de antemano

Que si te pierdes aquí adentro

no hay guía por la senda torticera

Que los faros se hicieron

para verlos desde fuera.


Que hay temporales que no pasan

desconsuelos para los que no hay abrigo

y apenas se ve lo que te espera.

Que pase lo que pase, pasará

naufragado entre el tiempo y la marea.

Que no hay mirada atrás

Que no hay viaje de vuelta.


Tu impronta me acecha entre las calles

con el viaje pendiente que no cesa

Allí donde se abrazan calma y oleaje

se me vierte el alma por la bocana al mar abierto

y ensueño que me arrojo entre las olas y navego

desbocado de sal hacia la nada

Que salgo de tu puerto sin maletas

a morir mientras le pego  

mordiscos de viento a la marea

Con la punta del espigón en la memoria

Y las ganas de sentir entre las cejas.

JDL

2 comentarios sobre “La punta del muelle.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s